Cargando...
GRAN CHACO PROADAPT: Construyendo Resiliencia en el Gran Chaco 2018-11-14T14:36:58+00:00

Descripción del proyecto

Información del proyecto

Tiempo de ejecución:

2016-2019

Rol de ACDI:

Cofundador –  Coordinación General

Financiamiento:

Laboratorio de innovación del Banco Interamericano de Desarrollo (BID LAB) y el Fondo Nórdico de Desarrollo (FND) y Fundación AVINA

Monto total del Proyecto:

US$ 2.734.760.-

Socios y Colaboradores:

Fundación AVINA; Fundación Gran Chaco, Fundación Nativa, Asociación Sombra de Árbol

País:

Argentina, Bolivia, Paraguay

GRAN CHACO PROADAPT: construyendo resiliencia en el Gran Chaco

El Gran Chaco Americano es la segunda región biogeográfica más importante de América del Sur después de la Amazonía. Es compartida por Argentina, Bolivia y Paraguay y una pequeña porción de Brasil. Sirve de puente entre el Pacífico, los Andes y el Atlántico. Un lugar donde viven más de siete millones de personas y un inmenso mosaico de culturas originarias y de distintos pueblos con gran diversidad de lenguas y de expresiones culturales y espirituales muy ricas que sostienen fuertes lazos con el ambiente, el cual se constituye como su principal fuente de vida. Este gran bioma, en las últimas décadas, ha estado sometida a una fuerte intervención humana, como la urbanización y los desmontes, llevando los ecosistemas a condiciones de alta fragilidad.

Esta región es considerada la más vulnerable a las adversidades del cambio climático en América Latina, con efectos en la erosión de suelos, en la desertificación y en el régimen hidrológico. Los estudios de vulnerabilidad climática del Gran Chaco prevén importantes impactos en las próximas tres décadas, particularmente por el mayor riesgo de sequías e inundaciones según las distintas zonas y el aumento de los fenómenos climáticos extremos. Esta nueva variabilidad climática ya está afectando a las poblaciones y a sus sistemas productivos, con pérdida de agroproductividad, la reducción de la calidad y la disponibilidad del agua, desbordes de ríos, incendios. Urge acelerar la creación de nuevas capacidades, instrumentos, conocimientos y modelos de producción y comercialización que permitan a las comunidades del Gran Chaco y a sus ecosistemas reducir su vulnerabilidad.

A mediados del 2015 el laboratorio de innovación del Grupo BID (Banco Interamericano de Desarrollo), el Fondo Nórdico de Desarrollo (FND) y Fundación AVINA deciden realizar la primera inversión en la iniciativa Gran Chaco PROADAPT diseñada por ACDI junto a sus socios de REDES CHACO.

Gran Chaco PROADAPT que tiene como objetivo contribuir en la capacidad adaptativa y una mayor resiliencia de las producciones del Gran Chaco Americano y de sus grupos sociales más vulnerables frente a los impactos del cambio climático.

Tres grandes ejes de acción desarrolla la iniciativa Gran Chaco PROADAPT;

  1. a) El primero, favorecer el acceso a datos e informaciones para la toma de decisiones climáticamente inteligentes.

Aumentar la resiliencia de las poblaciones y de sus sectores productivos, en primera instancia significa fortalecer la base existente de monitoreo climático y territorial de la región.  La debilidad de los sistemas de información hidrometeorológica en la región, tanto en el acceso como en la calidad de los datos, es uno de los principales obstáculos en la identificación de áreas de mayor vulnerabilidad a un clima cambiante y para la gestión inteligente de la variabilidad.

Se han generado más de una decena de mapas de riesgos; entre ellos hidrológicos de los ríos Pilcomayo y Bermejo, mapas de riesgos municipales e integrado redes de estaciones meteorológicas de los tres países, que entre otras utilidades dan soporte al Sistema de Alerta Gran Chaco PROADAPT. Este Sistema de Alertas Temprana evitó una catástrofe humanitaria a principio del 2018 al alertar con tiempo las crecidas de los ríos Pilcomayo y Bermejo.

  1. b) El segundo, potenciar la innovación en prácticas adaptativas que tornen resilientes las cadenas de valor

La adaptación al cambio climático es un proceso social que requiere de la construcción conocimientos para evaluar y responder a los actuales y futuros impactos de un clima cambiante. La creación de espacios y oportunidades para que los diversos actores puedan identificar las experiencias resilientes existentes en la región, compartir conocimientos y sistematizar las buenas prácticas, es fundamental para generación de una inteligencia colectiva que afronte los nuevos retos en un contexto de incertidumbre.

Junto a una red de instituciones y organizaciones de los tres países se conformó la primera Plataforma de innovación trinacional del Gran Chaco para el desarrollo de la región en el contexto del cambio climático. Una plataforma Institucional que ha acompañado técnicamente en el primer año de ejecución a más de 200 productores apícolas y que están duplicando o triplicando su producción gracias a la implementación a nuevas técnicas de producción más adaptadas al clima cambiante. Un número similar de ganaderos están siendo capacitados en nuevas técnicas de acceso al agua y sistemas forrajero. Sitios piloto en los tres países se están instalando para la validación y difusión de prácticas adaptativas basadas en el ecosistema.

  1. c) el tercero, impulsar la planificación adaptativa y la movilización de inversiones públicas y privadas para acelerar las acciones que reduzcan los impactos climáticos en región.

El desafío de la adaptación a escala del Gran Chaco, requiere planificación a nivel de los gobiernos locales y de las cadenas de valor, así como una Acción Climática multi-stakeholder, abierta y colaborativa para movilizar y articular contribuciones de todos los actores que puedan construir resiliencia al cambio climático en la región.

Hasta el 2017 son seis municipios del Gran Chaco (4 en el Paraguay y 2 en Bolivia) que tienen su Plan Municipal de Adaptación al Cambio Climático y que se están en plena ejecución. Todo el Departamento Boquerón (integrado por sus tres municipios Filadelfia, Mariscal Estigarribia y Loma Plata) y T. P. M. Irala Fernandez son los primeros municipios de la República del Paraguay de contar con estos planes de adaptación.

Gran Chaco PROADAPT ha impulsado una Acción Climática “Gran Chaco Resiliente” para visibilizar, movilizar y articular a gran escala los esfuerzos para la mitigación y adaptación al cambio climático en el Gran Chaco Americano como un aporte a las Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDC) de nuestros países.

Para Gran Chaco PROADAPT el rol de la mujer en los procesos territoriales de adaptabilidad climática es insustituible. Por eso apoya diversas acciones que contribuyen a eliminar las barreras que impiden el acceso, uso y control a los recursos productivos y organizacionales que pueden limitar la participación de varones y mujeres en condiciones de igualdad en la lucha contra el cambio climático.

Mujeres criollas, campesinas e indígenas de los tres países participan de instancias de capacitación en adaptación al cambio climático. También se encuentran involucradas en procesos de fortalecimiento de sus sistemas de vida para mejorar su resiliencia climática, como favorecer acceso al agua y nuevas prácticas de crianza de cabras.

TRINACIONALIDAD, ALIANZAS, INNOVACION, DIVERSIDAD

Los aliados que impulsan Gran Chaco PROADAPT, basan su alianza en principios compartidos de colaboración y en una serie de premisas para el abordaje de la adaptabilidad:

  • Un abordaje trinacional de las problemáticas de la región del Gran Chaco con la construcción de Bienes Públicos Regionales.
  • La adaptación como proceso social que se beneficia con las redes, el conocimiento compartido, las alianzas. Más sociedad, menos vulnerabilidad.
  • La innovación surgida del encuentro entre los saberes locales, los Sistemas de Investigación, Desarrollo y Transferencia Tecnológica de los países y las nuevas tecnologías de la información y las comunicaciones.
  • La Diversidad como estrategia de adaptabilidad al Cambio Climático. Sistemas productivos diversificados y en red, que contemplan y aprovechan utilización de la biodiversidad y los servicios de los ecosistemas como parte de una estrategia de adaptación.

DESCARGAR MÁS INFORMACIÓN DEL PROYECTO AQUÍ

ALIANZAS QUE CONSTRUYEN RESILIENCIA

AGOSTO 2016.- Gran Chaco PROADAPT firma convenio con la Federación de Cooperativas de la Producción (FECOPROD) con el propósito de intercambiar datos meteorológicos y sincronizar las estaciones meteorológicas existentes en el Paraguay.

OCTUBRE 2016.- Se generar una alianza entre Gran Chaco PROADAPT y FONTAGRO junto al el INTA (Instituto Nacional del Tecnología Agraria) y sus pares en Paraguay y Bolivia (IPTA e INIAF respectivamente) con la creación de una Plataforma de Innovación Adaptativa que articula esfuerzos institucionales y técnicos de la región diseñando los planes operativos dirigidos a fortalecer la producción ganadera, la producción apícola y la gestión inteligente del clima en la región.

DICIEMBRE 2016.-  Se firma un convenio entre Gran Chaco PROADAPT y la Iniciativa Chaco Trinacional para incrementar acciones conjuntas resilientes en el territorio del Gran Chaco, aprovechando las capacidades y relaciones que tiene cada programa.

MAYO 2017 Se firma un convenio con el Gobierno de Boquerón de Paraguay y cuatro municipios del chaco paraguayo para poner en práctica y ejecución sus Planes municipales de Adaptación al cambio climático.

DICIEMBRE 2017.- Entre Gran Chaco PROADAPT y la DINAC (Dirección de Meteorología e Hidrología del Paraguay) se acordaron los términos de un convenio macro para ampliar la instalación de estaciones meteorológicas en el chaco Paraguayo.

Sitio web: www.granchacoproadapt.org

Twitter: @ChacoProadapt